Qué es el síndrome de ovario poliquístico

Te contamos todo sobre este trastorno endocrino en las mujeres

El síndrome de ovario poliquístico, abreviado como PCOS en inglés, es una de las principales causas de la infertilidad femenina, afectando a entre un 6 y 10% de las mujeres entre 18 y 45 años. Este síndrome puede provocar cambios en los siclos menstruales además de la dificultad en lograr un embarazo, ya que está relacionado con cambios hormonales en las mujeres que inhiben la liberación de óvulos maduros.

En Spoots te mostramos la relación entre los ovarios poliquísticos y la infertilidad en mujeres.

 

¿Qué es el Síndrome de ovario poliquístico?




El síndrome de ovario poliquístico es una condición que afecta varios ámbitos de la salud reproductiva de la mujer, como el ciclo menstrual, sus niveles hormonales, fertilidad y apariencia.

Los investigadores no han podido descubrir de forma certera cuáles son las causas exactas de este síndrome. Algunos sugieren que existe una relación con la diabetes, mientras otros también incluyen el factor que genético o hereditario. Lo que sí se sabe es que un gran porcentaje que las mujeres con ovarios poliquísticos tienen a altos niveles de insulina, lo que podría ser un factor a considerar.

Las mujeres con SOP tienen exceso de hormonas masculinas, en desmedro de la producción de hormonas femeninas para el proceso de ovulación, afectando la maduración de los folículos. Podrán los folículos crecer pero sin alcanzar el tamaño mínimo para la ovulación, formando quistes en los ovarios, y evitando que los ovarios funcionen normalmente. Esto causará también que los ovarios aumenten su tamaño hasta 3 veces más de lo usual.

¿Cuáles son sus principales síntomas?

Ya que el síndrome de ovario poliquístico genera una alteración en los niveles hormonales, sus síntomas estarán ligados a esta realidad:

  • Puede aumentarse el tamaño del clítoris
  • Existencia de ciclos menstruales irregulares, presentando amenorrea en algunos casos
  • Presencia de quistes en los ovarios
  • Agravamiento de cuadros de acné
  • Obesidad e hipertensión
  • Aparición de vello en el rostro y en la espalda (hirsutismo)
  • Al producir insulina de forma excesiva, habrá mayor propensión a desarrollar diabetes
  • Disminución del cabello
  • Aparición de manchas en el cuello, axilas o en la ingle

¿Si tengo ovario poliquístico, puedo quedar embarazada?

Afortunadamente, la respuesta es sí. Ya vimos que el ovario poliquístico conlleva la no realización de la ovulación, lo cual obviamente genera problemas a la hora de quedar embarazada. Existen varios tratamientos para ayudar en la normalización de la ovulación, que veremos más adelante, y una de las formas que la paciente puede ayudar es bajando de peso por medio de una dieta controlada y ejercicios (en el caso de haber aumentado de peso), logrando reducir el colesterol la y tensión alta.

¿Cuáles son los tratamientos disponibles para el SOP?

Por suerte, el síndrome de ovario poliquístico tiene diversos tratamientos posibles, dependiendo de cada caso en particular:

  • Citrato de Clomifeno: es uno de los fármacos más utilizados para el manejo del SOP, y su acción se basa en el bloqueo de los receptores de estrógeno en el cerebro. La disminución en los niveles de estrógeno hará que aumente la producción de las hormonas LH y FSH, asociadas a la ovulación.
  • Metmorfina: este medicamento es otra buena opción para tratar el síndrome de ovario poliquístico, especialmente en mujeres con resistencia a la insulina. La metmorfina disminuye la producción de glucosa y testosterona, y aumenta la sensibilidad a la insulina de las células del músculo. Esto ayudará a corregir los desbalances hormonales y recuperar un ciclo menstrual normal. Todo esto permite prevenir de mejor forma la aparición de diabetes así como a combatir algunos de los síntomas típicos del SOP como el acné, hirsutismo (aparición de vellos), amenorrea y problemas de exceso de peso. También se ha visto que una vez embarazada, reduce el riesgo de sufrir un aborto.
  • Gonadotropinas: son una buena opción para las mujeres que no responden al tratamiento convencional con metmorifina o citrato de clomifeno. Las gonadotropinas (GnRH) son hormonas secretadas por la hipófisis que tienen como función regular la ovulación, haciendo que el folículo ovárico puede alcanzar el tamaño mínimo para que sea liberado, produciéndose la ovulación.
  • Cirugía (perforación ovárica): este procedimiento quirúrgico se basa en aplicar perforaciones en el ovario, rompiendo su superficie externa de gran grosor (algo típico en mujeres con SOP) y generando una disminución en la producción de testosterona. Todo esto podrá redundar en la liberación del óvulo y en mayores chances de lograr un embarazo. Se estima que alrededor de la mitad de las mujeres que realizan este procedimiento logran quedar embarazadas antes de un año. Una ventaja de este procedimiento es que sólo es necesario realizarse una vez.
¿sabías qué...?

Algunos investigadores han estudiado el efecto del inositol en el tratamiento del síndrome de ovario poliquístico, con buenos resultados prelimianres.