5 remedios caseros para la sinusitis

Líbrate de esta incómoda patología sin medicinas

La sinusitis es una inflamación de las mucosas y de los senos nasales que se produce por diversos motivos, por ejemplo infecciones víricas o bacterianas, problemas dentales, alergias, hongos, etc.

Produce síntomas muy molestos y dolorosos e incluso puede llegar a provocar fiebre. El dolor se siente en la frente y la nariz, pero  puede llegar hasta la boca y los oídos.

La sinusitis se puede desencadenar a causa de catarros y rinitis mal curados, y por eso también se la denomina como rinosinusitis. Puede ser aguda si dura menos de cuatro semanas o crónica cuando se prolonga durante meses.

Los médicos suelen recetan antibióticos cuando realizan un diagnóstico de sinusitis (si el origen está en una infección) y analgésicos para tratar el dolor que ocasiona. Pero si quieres tratarla en casa con métodos menos agresivos para el cuerpo, a continuación te voy a dar algunos remedios naturales para curar la sinusitis que son muy efectivos.

    Índice

  1. Lavados nasales

    Lavados nasales

    Hazte lavados nasales con agua hervida, sal y bicarbonato, aplicados con un gotero, varias veces al día.

    También puedes hacer una ducha nasal con un aparato llamado Lotta, que es una especie de regadera con un largo pitorro. Deberás poner agua hervida con sal en la Lotta, esperar a que esté tibia y aplicarte el pitorro por uno de los agujeros de la nariz. Colocando la cabeza de una forma determinada que viene explicada en las instrucciones del aparato, el agua se deslizará de un seno nasal al otro, limpiando en profundidad los canales y expulsando mucosidad.

  2. Aromaterapia

    Aromaterapia

    Las esencias de eucalipto, pino y manzanilla son muy eficaces para tratar la sinusitis. Puedes aplicarla en forma de gotas en las mejillas o disultas en agua hervida para hacer vahos.

  3. Fitoterapia

    Fitoterapia

    Si padeces sinusitis debes tomar varias veces al día infusiones de malva, limón y jengibre, que te ayudarán a despejar la zona de mucosidad

  4. No te olvides de la prevención

    No te olvides de la prevención

    Unos buenos consejos para no llegar a sufrir esta dolorosa patología son evitar en la medida de lo posible los resfriados tomando equinacea. Cuando ya se padece en los primeros estadios debes prescindir de alimentos que aumentan la mucosidad, como los lácteos (en especial la leche), no beber alcohol, ya que aumenta la inflamación de los senos nasales, y colocar un humidificador en  la habitación donde duermas para que el aire no esté seco, factor que empeora la sinusitis.

  5. Aplica presión

    Aplica presión

    Puedes probar a colocar los dedos pulgares a ambos lados de la nariz y presionar el cartílago durante 30 segundos, luego suelta y repite. Hazlo varias veces al día.

¿sabías qué...?

La ducha nasal que he explicado en el primer remedio es una técnica milenaria usada por los yoguis en la India que la usaban como forma de purificación del cuerpo.