Cómo prevenir las cataratas

Te enseñamos las prácticas necesarias para preservar tu salud ocular y evitar la aparición de cataratas

Con el paso del tiempo es más probable que aparezca un problema visual cada vez más común que conocemos con el nombre de cataratas. Las cataratas se definen como la pérdida de transparencia del cristalino, la lente a través de la cual pasa la luz y desde donde se forman las imágenes que vemos. Al perder transparencia, se produce una disminución de la visión que es necesario solucionar.

El paso de los años es el primer causante de la aparición de cataratas, sin embargo existen ciertas prácticas diarias que pueden ayudarnos a prevenirlas y sobretodo a mejorar la salud visual.

    Índice

  1. Proteger los ojos de los rayos del sol

    Proteger los ojos de los peligrosos y dañinos rayos UV, es esencial para evitar numerosas enfermedades oculares y prevenir algunas como por ejemplo las cataratas. El cristalino, la parte afectada por la aparición de cataratas, es la parte del ojo que más sufre la incidencia de los rayos UV sobre los ojos con el paso del tiempo, de ahí que su protección y cuidado se conviertan en algo esencial.

    Para ello es necesario protegerlo tanto en días soleados como en días nublados con unas gafas de sol adecuadas. A la hora de elegirlas debemos hacerlo siempre en un establecimiento especializado, una óptica es el lugar más aconsejable para asegurarnos de que las gafas de sol cuentan con los filtros necesarios para presevar la salud de nuestros ojos. 

  2. Mantener una buena alimentación

    Una de las claves para disfrutar de una buena salud visual es mantener la alimentación adecuada que nos garantice el aporte necesario de vitaminas y minerales para preservar nuestros ojos de enfermedades, incluyendo la aparición de cataratas.

    En este sentido, los alimentos más saludables para cuidar la salud de nuestros ojos son aquellos que contienen vitaminas C, E y B2 ya que son los responsables de cuidar la salud del cristalino. No debemos de ovidarnos de incluir en nuestra dieta frutas como el kiwi y en general todos los cítricos, aceite vegetal y frutos secos.

  3. Evitar el tabaco

    Recientes estudios han señalado que las personas que fuman tienen un 40% más de probabilidades de contraer cataratas que aquellas que no lo hacen. Al inhalar el humo del tabaco, todas las sustancias tóxicas que contiene pasan al torrente sanguíneo desde donde se distribuye a todos los órganos del cuerpo incluyendo los ojos.

    Estas sustancias tóxicas inciden directamente en el ojo afectando al globo ocular y especialmente al cristalino. Eliminar el tabaco es fundamental para prevenir la aparición prematura de las cataratas.

  4. Diabéticos deben de controlar su diabetes

    Uno de los grupos de población con mayor probabilidad de desarrollar cataratas en el futuro son las personas que sufren de diabetes, es por ello que el control de la alimentación así como la medicion del azúcar en sangre, es fundamental para evitar el desarrollo de enfermedades que pueden desembocar en una pérdida de visión permanente.

    No mantener un control adecuado de los niveles de azúcar en sangre provoca que la lente ocular transforme la glucosa en sorbitol, una sustancia que afecta a las proteínas naturales del ojo haciendo que el cristalino pierda transparencia. De igual forma puede ser causante de inflamación y de una pérdida progresiva de la visión. 

    Es fundamental mantener un control de la gluocsa en sangre y seguir una dieta adecuada para preservar el cristalino y disfrutar de una visión nítida y saludable.

  5. Realizar ejercicios oculares

    La gimnasia ocular es una de las mejores prácticas para favorecer una buena visión y cuidar los ojos, así como para prevenir enfermedades como las cataratas y otro tipo de afecciones que desembocan en una pérdida de visual progresiva y degenerativa. Basta con dedicar unos minutos al día a realizar algunos ejercicios sencillos como los siguientes:

    • Círculos: Se trata de mover los ojos de forma circular en el sentido de las agujas de reloj durante cinco segundos, y hacia el lado contrario durante otros cinco segundos.
    • Cerrar y abrir: Debemos de cerrar fuertemente los ojos durante 5 segundos y abrirlo a modo de sorpresa de forma amplia durante otros cinco segundos. Repetiremos este ejercicio entre 5 y 10 veces.
    • Cerca y lejos: Consiste en coger un lápiz y alejarlo lo máximo posible con el brazo sin perderlo de vista. A continuación lo atraeremos hacia nosotros poco a poco sin dejar de mirarlo. Repetiremos este movimiento 5 veces.
  6. Acudir al oftalmólogo para revisiones

    Acudir al oftalmólogo es indispensable para cuidar la salud de nuestros ojos, y sobretodo para, en el caso de detectar un indicio de cataratas, tomar las medidas necesarias para evitar la pérdida de visión y aplicar el tratamiento adecuado.

    Se recomienda comenzar las revisiones rutinarias a partir de los 45 años, en aquellas personas que no hayan tenidos problemas de visión previamente. Cualquier síntoma que indique visión borrosa, visión doble, hipersensibilidad a la luz, o pérdida en la percepción de colores entre otros, podrían ser un indicativo de cataratas. La visita al oftalmólogo es clave para frenarlas y tratarlas.

Ante la aparición de las cataratas no existe tratamiento alguno ni medicación que pueda hacerlas desaparecer exceptuando una intervención quirúrgica. De este modo la persona que las sufre recuperará gran parte o la totalidad de la visión, siendo hoy día una intervención sencilla y con un alto porcentaje de éxito.

¿sabías qué...?

Generalmente las cataratas suelen aparecer alrededor de los 70 años de edad.

comenta y pregunta