Píldora del día después: todo lo que debes saber

Descubre todas las respuestas a las preguntas que esta diminuta pastilla puede llegar a plantear

La píldora del día después, como comunmente se la conoce, es un anticonceptivo de emergencia, es decir, que sólo debe usarse en casos concretos y excepcionales y porque otros métodos anticonceptivos hayan fallado (y no sustituyéndolos).

Se trata de una píldora que ha generado mucha controversia en diferentes países, en parte por el desconocimiento de su funcionamiento, llegando incluso a llamarla píldora abortiva, algo que no es correcto.

Aunque se trata de un método seguro para la mayoría de las mujeres, también es cierto que es uno de los métodos de los que menos conoce la gente y del que conviene saber unas cuantas cosas.

Hoy en Spoots te contamos todo acerca de esta pequeña pastilla, porque una buena información es, casi siempre, la base de las mejores elecciones.




¿Cuándo usarla?

Como ya hemos dicho, se trata de un anticonceptivo de emergencia así que está pensada como último recurso. Sus efectos secundarios, que los tiene, y la alteración que produce hormonalmente en la mujer hacen que sea preferible optar por métodos igual de seguros y de uso habitual como pueden ser los preservativos, la píldora anticonceptiva, etc.

Aquí podrás conocer más acerca de los métodos anticonceptivos que puedes usar y que mejor se adapten a tu cuerpo y estilo de vida, pero como siempre, te recomendamos que antes de tomar cualquier decisión lo consultes con tu médico de confianza.

¿Cómo funciona?

La anticoncepción de la píldora se produce porque su principio activo retrasa o evita la ovulación. Por tanto, la píldora actúa antes de la fecundación por lo que no es una píldora abortiva, como se ha llegado a decir. Puede ocurrir, incluso, que una vez producida la implantación del óvulo, cuando ya sí podemos hablar de embarazo, la píldora no tenga efecto alguno.

¿Cuándo y cómo hay que tomarla?

Aunque sigue siendo eficaz hasta 72 horas después de la relación sexual sin protección, lo ideal es tomarla en las primeras 24 horas, cuando es más efectiva (hasta un 95% de los casos).

Generalmente se trata de una única toma, aunque hay algunas marcas que se presentan en dos pastillas que pueden ser para una toma o dos tomas con 12 horas de diferencia. Siempre lee con atención el prospecto y las indicaciones sobre su uso correcto.

Y si tienes dudas, acude a cualquier centro de planificación familiar donde puedan aconsejarte y facilitarte las indicaciones oportunas.

¿Qué pasa si se vomita después de tomarla?

Si la mujer vomita antes de que hayan pasado tres horas desde su ingesta, deberá volver a tomarla por si la ha expulsado. En estos casos, es muy importante saber la hora de su ingesta porque de ello dependerá el que se pueda y/o se deba consumir una segunda. Consulta con tu profesional y él te hará saber si la condición lo requiere o no. No optes nunca por decidir sin preguntar antes.

¿Funciona igual si se toma antes del sexo? ¿Hace falta usar anticonceptivos después de tomarla?

La píldora del día después tiene un efecto concreto y su uso es limitado. Nunca reemplazará otros métodos anticonceptivos ni tiene efecto si se toma antes de tener relaciones sexuales, así como tampoco implica que no se tenga que usar esos mismos métodos después de tomarla, como por ejemplo la píldora anticonceptiva, el anillo o el parche, que deberán volver a utilizarse el mismo día o al día siguiente de tomar la píldora del día después. Pero siempre, lo mejor es consultarlo con tu médico de confianza.

Efectos secundarios y contraindicaciones de la píldora del día después

La píldora del día después es un medicamento por lo que, como tal, siempre tendrá contraindicaciones (hay que consultar en el prospecto aquellos medicamentos que pueden anular su efecto) y siempre es susceptible de provocar efectos secundarios, aunque generalmente esto son leves: nauseas, que es el más habitual, vómitos, dolor de cabeza, dolor en las mamas…

Sin embargo, hay que recordar que esta píldora es considerada segura y de momento no hay estudios que demuestren lo contrario.

¿Si se usa la píldora del día después tendrá consecuencias para futuros embarazos?

Los efectos de la píldora del día después son pasajeros aunque puedan provocar algún desarreglo en la menstruación, por lo que a largo plazo no existe evidencia alguna de que haya problemas para quedarse embarazada y que esos problemas estén relacionados con haber tomado esta píldora.

Por lo que no tengas miedo si el embarazo entra en tus planes de futuro, ya que esta píldora no provoca infertilidad.

¿Y si la tomo estando embarazada?

No pasa absolutamente nada. Recuerda que no es una píldora abortiva así que si la mujer ya está embarazada, no tiene efecto alguno sobre el feto. Incluso es seguro tomar la píldora durante la lactancia sin riesgo.

¿Protege la píldora del día después de enfermedades de transmisión sexual como el VIH?

No, en absoluto. Es importante tener esto en cuenta. La píldora del día después solo evita la implantación del óvulo pero no crea ninguna barrera entre los órganos sexuales por lo que estos quedan expuestos a los fluidos de la otra persona. No hay barrera, no hay protección y en el caso del VIH, la única forma segura de mantener relaciones sexuales y evitar el contagio es el uso del preservativo.

¿Dónde se puede adquirir?

En España, desde el año 2009, se dispensa sin receta. Sin embargo dependerá de la comunidad autónoma el que se pueda adquirir en farmacias, centros de salud o de planificación familiar, o en urgencias.

¿Tiene algún coste?

Algunos centros de salud la dispensan sin coste para la mujer que la solicita. Pero si optas por adquirirla en una farmacia, y siempre que en tu comunidad esto sea posible, el precio del la píldora es de alrededor de 20€. Recuerda además que en aquellas comunidades en las que se vende en farmacias, no todos los farmacéuticos la dispensan al poder alegar objeción de conciencia, cosa que ha causado una gran controversia entre el sector sanitario dividiendo posturas.

¿Puede un menor comprarla?

La “mayoría de edad médica” es a partir de los 16 años. Incluso menores con una edad entre los 13 y los 15 años podrían compararla sin autorización paterna o de los tutores si el farmacéutico considera que tienen la madurez suficiente para entender los posibles riesgos y los efectos secundarios.

En ningún caso un menor de 12 años podrá comprar la píldora sin la autorización de sus padres o tutores.

¿Te ha quedado alguna duda? ¿Hay algo que te hayan contado sobre la píldora que te preocupe o que se contradiga con lo que te acabamos de contar? Recuerda que siempre puedes acudir a un centro de salud y consultarlo con un médico. Además, muchas comunidades cuentan con asociaciones de apoyo a los jóvenes que buscan informar sobre todos los métodos anticonceptivos que están a su alcance.

¿sabías qué...?

Uno de los usos del silfio, una planta silvestre de la época de los griegos y los romanos, era el de método anticonceptivo por sus propiedades estrogénicas.