Diferencias entre ser vegano y vegetariano

Vegano o vegetariano, dos conceptos muy similares pero con diferencias notables que te interesará conocer

image description

Los conceptos de dieta vegetariana y dieta vegana han comenzado a hacerse cada vez más familiares. Sin embargo, a pesar de ser cada vez más usuales entre la sociedad, lo cierto es que existen aún muchas dudas a la hora de diferenciarlas. Lo único cierto es que a pesar de ser muy similares, se trata de dos tipos de alimentación con varias diferencias.

La principal de ellas es que los vegetarianos no comen carne de animales, en cambio, los veganos rechazan tanto los alimentos de origen animal como sus derivados. Para aclarar un poco más ambas dietas, nos centraremos en las principales diferencias entre vegano y vegetariano.

  1. Tipo de alimentación

    Una de las principales diferencias entre veganos y vegetarianos es la forma en la que se concibe este tipo de alimentación. Ser vegetariano se corresponde con el hecho de llevar una dieta que no incluye la carne de los animales.

    Por el contrario, ser vegano implica algo más que llevar una dieta sin consumo de carne de animales, pues tampoco consumen otros productos derivados de ellos, tales como huevos, leche o mantequilla, entre otros. 

  2. Alimentos sustitutivos

    Mientras que por un lado los seguidores de la dieta vegetariana sí pueden incluir en sus hábitos alimenticios productos derivados de animales como son los huevos o la leche, en el caso de los veganos, éstos optan por elegir alimentos sutitutivos.

    Así, en el caso de la leche, en lugar de beber la proveniente de la vaca, eligen leche de soja, avena o almendras. A su vez, el queso es sustituído por el tofu, y la mantequilla por margarina vegetal.

  3. Forma de vida

    Mientras que la persona que sigue una dieta vegetariana basa sus hábitos en eliminar de su alimentación la carne procedente de animales, en el caso de una persona vegana este concepto va más allá, convirtiendo su rechazo a todo tipo de alimentación de procedencia animal en un estilo de vida.

    Este tipo de "filosofía" se observa incluso en la forma de vestir. Las personas veganas rechazan todas aquellas prendas que han sido fabricadas con cuero o lana, e incluso rechazan otro tipo de productos derivados de los animales (que no signifiquen su muerte), como por ejemplo la cera de abeja.

  4. Activismo social

    La dieta vegetariana está restringida a formar parte de un hábito alimenticio basado mayoritariamente en alimentos de origen vegetal. En el caso del veganismo, las personas más comprometidas tienden a formar parte de un importante movimiento de acción social, participando de todo tipo de manifestaciones o movimientos en defensa de los derechos de los animales. 

  5. Aporte de vitaminas

    En el caso de las dietas vegetarianas, existen más opciones a la hora de sustituir el déficit alimentario provocado por la eliminación de la carne animal en la comida diaria. Sin embargo, en el caso de las dietas veganas, al tratarse de un hábito alimenticio mucho más estricto y restringido, es posible que exista una carencia de vitaminas esenciales para el cuerpo humano.

    En este sentido, resulta fundamental procurar obtener las vitaminas necesarias de los alimentos adecuados, o bien controlar a través de análisis médicos el déficit de este tipo de nutrientes con el fin de aplicar los suplementos necesarios para evitar problemas de salud. Los veganos generalmente necesitan tomar suplementos de vitamina B12, ya que se encuentra solamente en alimentos de orígen animal.

Ser vegano o vegetariano es una opción personal que va más allá de una moda. Implica tener unos hábitos alimentarios algo más estrictos que los que mantiene una persona ajena a este tipo de dietas. Lo importante es mantener una alimentación equilibrada sea cual sea la opción elegida, con el fin de que nuestro organismo reciba todo lo necesario para mantenerse en forma.

¿sabías qué...?

Dentro de la dieta vegetariana existen variantes. Por un lado están los ovo vegetarianos, que admiten el consumo de huevos pero evitan la leche y sus derivados, los lacto vegetarianos, que incluyen leche pero evitan los huevos, y los ovo lacto vegetarianos, que incluyen en su alimentación tanto huevos como leche.