Diclofenaco: Contraindicaciones y precauciones

Te contamos además sus principales efectos secundarios y consideraciones generales

El diclofenaco es un antiinflamatorio que se toma para reducir el dolor y/o inflamación, perteneciendo al grupo de los antiinflamatorios no esteroides (AINEs), grupo que también comprende a otros medicamentos conocidos, como por ejemplo el ibuprofeno y el paracetamol, o bien el naproxeno. El diclofenaco tiene bastantes aplicaciones pues puede prescribirse para tratar dolores dentales, migrañas, gota, torceduras o lesiones musculares o las molestias de la artritis.

Sin embargo, como sucede con la gran mayoría de los medicamentos, el diclofenaco también puede presentar algunos efectos secundarios en ciertos pacientes, los cuales podrían exacerbarse si la persona posee alguna condición previa, por lo que es importante contarle al doctor todo nuestro historial médico relevante, así como tomarse el tiempo de leer el prospecto. Asimismo, se deben seguir siempre sus indicaciones en cuanto a las dosis y la frecuencia entre ellas. 

En este artículo de Spoots, meramente informativo, te mostraremos las precauciones generales que debes tener en cuenta antes de tomar diclofenaco, en cualquiera de sus marcas comerciales (Artrorec, Dolotren, Dolo Voltaren, Luase, Normuen, Voltaren).

Efectos secundarios del diclofenaco




Los principales efectos secundarios del diclofenaco, con prevalencias diferentes en la población, son:

  • Retención de líquidos (especialmente en pacientes que tengan hipertensión y/o insuficiencia cardíaca)
  • Dolor de cabeza
  • Indigestión
  • Náuseas
  • Diarrea
  • Fiebre
  • Somnolencia
  • Vómitos
  • Calambres
  • Ardor estomacal

Cuándo no se debería tomar diclofenaco

Hay algunas situaciones en las que no se recomienda el uso del diclofenaco, si bien la última palabra la deberá tener el médico. Ellas son:

  • Si el paciente es alérgico al diclofenaco o a otros antiinflamatorios no esteroideos.
  • En pacientes que tengan o hayan tenido recientemente una hemorragia o úlcera gastrointestinal.
  • En pacientes que tengan o hayan tenido enfermedades inflamatorias de tipo intestinal (como la ulcerosa activa o enfermedad de Crohn).
  • Pacientes con problemas circulatorios o que tengan alguna enfermedad del corazón.
  • Si tienes la presión arterial alta.
  • Si se está embarazada o si se planea estarlo.
  • Niños menores a 15 años.
  • En la lactancia, pues el diclofenaco puede pasar a la leche.
  • Si tienes problemas de coagulación de la sangre.
  • Si tienes asma u otro tipo de desorden alérgico.
  • Si tienes lupus eritematoso.
  • Si tienes alteraciones hepáticas o renales.
  • Si tienes un problema de alcoholismo o de adicción a drogas.

Se ha visto que el diclofenaco, así como otros medicamentos AINEs, está asociado a una mayor probabilidad de sufrir ataques cardíacos o cerebrales, en especial cuando estamos hablando de dosis mayores a las habituales y/o en casos de tratamientos prolongados. Los pacientes que tengan úlcera péptica y/o de la tercera edad son más susceptibles a sufrir estos efectos adversos.

Diclofenaco y misoprostol

El doctor podría, cuando corresponda, prescribir misoprostol junto al diclofenaco, de forma de ayudar a proteger el revestimiento del estómago, así como reducir la producción de ácido estomacal. En otras palabras, el misoprostol protege al estómago de las úlceras. Además, la combinación de diclofenaco y misoprostol puede ser prescrita para aliviar el dolor y/o inflamación provocados por la artrosis (osteoartritis) y la artritis reumatoide, en pacientes que tengan un riesgo alto de desarrollar úlceras de tipo estomacal.

Las mujeres embarazadas o que planean estarlo no deben tomar diclofenaco y misprostol, pues podrían causar un aborto, nacimiento prematuro o sangrado intenso.

Precauciones al tomar diclofenaco

  • Si te has olvidado de tomar una dosis en el horario acordado, y no ha pasado mucho tiempo, tómala tan pronto como sea posible, y a partir de ahí, mantén el horario habitual. Si falta poco tiempo para la siguiente dosis, entonces no debes tomar una dosis doble, sino que solamente esperar hasta la hora de la siguiente toma para seguir con la ingesta regular.
  • Si en breve tendrás una cirugía (dental inclusive), es mejor que le avises al doctor que estás tomando diclofenaco.
  • No se recomienda que el diclofenaco se tome en conjunto con otros antiinflamatorios no esteroideos, pues esto podrá exacerbar sus efectos secundarios, sin provocar necesariamente una mayor eficiencia en el tratamiento del dolor.
  • Si vas a conducir u operar algún tipo de máquina, debes saber que el diclofenaco puede producir somnolencia.
  • En casos de tratamientos prolongados, es importante chequearse regularmente con el doctor.
  • Para reducir la probabilidad de sufrir indigestión, se recomienda tomar diclofenaco con un vaso de leche o bien después de la comida. 

Interacción con otros medicamentos

El médico debe enterarse si estás tomando algún otro tipo de medicamentos regularmente, o bien si has finalizado algún tratamiento con fármacos recientemente. Entre los medicamentos que podrían interactuar con el diclofenaco, y que se debe prestar especial atención, tenemos la siguiente lista:

  • Ácido acetilsalicítico (aspirina)
  • Anticoagulantes orales (warfarina, acenocumarol)
  • Diuréticos
  • Metotrexato
  • Litio
  • Ciclosporina
  • Digoxina
  • Corticosteroides
  • Antihipertensivos
  • Quimioterápicos (quinolonas)

 

El saber cómo tomar diclofenaco es esencial para minimizar los efectos secundarios del medicamento, especialmente quienes hayan tenido alguna condición médica sensible en el pasado o presente. Recuerda informar a tu doctor sobre todo tu historial médico relevante, y considerar su opinión respetando las dosis y duración del tratamiento prescritos por el especialista.

El diclofenaco se puede tomar en tabletas y cápsulas (vía oral), pero también viene en solución inyectable, en supositorios, en gel y en gotas para los ojos. Para saber más, visita nuestro artículo llamado: Diclofenaco: 8 preguntas respondidas.

¿sabías qué...?

Una dosis de diclofenaco normal es de 50-75 mg/dia, mientras que una dosis alta se considera cuando se llega a 150 mg/dia.

comenta y pregunta