Cómo detectar el trastorno bipolar

Te mostramos los síntomas comunes de este trastorno de la personalidad

El trastorno bipolar es una de las enfermedades mentales más complejas y difíciles de detectar, y es de carácter maníaco-depresiva. Este diagnóstico psiquiátrico se caracteriza por la volatilidad en el estado de ánimo de la persona, con episodios de depresión y euforia.

En los últimos años, el trastorno bipolar ha sido objeto de muchos comentarios en nuestra sociedad hasta el punto de formarse varios estereotipos, sin embargo, hay muchos datos que la mayoría de personas desconocen respecto a esta enfermedad.

A continuación te presentamos algunos consejos para aprender a detectar el trastorno bipolar.

    Índice

¿Qué podría causar el trastorno bipolar?

De momento, no se conoce con exactitud las causas del desequilibrio anímico, pero investigadores saben que lo que lo desencadena son desequilibrios de sustancias bioquímicas en el cerebro. Se estima que el factor hereditario es muy influyente, ya que dos tercios de los afectados podrían encontrar en su árbol familiar a alguien que también lo sufra o haya sufrido.

  1. Hipomanía

    La hipomanía es el principal síntoma del trastorno bipolar, pues se trata de un desorden durante la fase maníaca, con episodios de alta energía y depresión. El ánimo de la persona puede elevarse y experimentar bajas inmediatas.

  2. Incapacidad para cumplir tareas

    Por otro lado, la incapacidad para concretar tareas es una característica muy frecuente de las personas con trastorno bipolar.  Aprovechando de su energía en la fase de hipomanía, pueden actuar de manera muy productiva, pero cuando se sumergen en la depresión pueden desconectarse bastante de la realidad.

  3. Hablar muy rápido

    Como consecuencia del desorden mental y emocional, algunas personas con trastorno bipolar son muy habladoras hasta el punto de no controlar el tiempo o intercambiar palabras a una velocidad tal que pueda resulta casi indescifrable.

  4. Manía

    La manía puede durar varios días, y en ella la persona estará viviendo en un estado de euforia, donde se sentirá con una gran autoestima y aparente felicidad, lo cual también la hará darse objetivos muy desafiantes, en todo orden de cosas. También creerá estar descansada aún habiendo dormido pocas horas.

  5. Cuadro depresivo

    Si bien los cuadros de depresión pueden presentarse en personas sin este trastorno, los que sufren la bipolaridad no tienen la misma respuesta a los antidepresivos. De hecho, ellos pueden complicar su cuadro pudiendo llegar a la manía. Además, en este período:

    • pueden sufrir pérdida o aumento de peso sin una explicación lógica.
    • pueden sufrir desórdenes del sueño, sea como falta o como sobreabundancia de el.
    • pérdida de concentración y creación de sentimiento de desesperanza e inseguridad.
  6. Irritación

    Finalmente está el tema de la “manía mixta”, un síntoma de manía y depresión que transcurre al mismo tiempo. Esto provoca una actitud irritable durante ciertos días. Esta condición difiere de los malos días típicos de cualquier persona en que terminará por afectar las relaciones con sus cercanos.

  7. Alcohol y drogas en exceso

    Lógicamente, las drogas y el alcohol afectan a gran parte de la población lo que por sí sola no es una indicación d que se tiene el trastorno, sin embargo, aproximadamente la mitad de las personas que lo sufren tiene problemas d abuso con estas sustancias.

No solo es difícil detectar el trastorno bipolar, sino que también se requiere de mucha paciencia y dedicación para llevar un tratamiento adecuado que haga posible un control moderado de los constantes cambios de ánimos.

¿sabías qué...?
  • Según cifras de la OMS, la depresión es el principal trastorno mental, afectando a más de 350 millones de personas en el mundo.
  • El trastorno bipolar se presenta con mayor frecuencia entre los 20 a 30 años.
comenta y pregunta