Cómo cuidar los ojos con cataratas

Como recobrara la visión que hemos perdido

Los problemas de la vista son causados por muchas condiciones de salud, algunas de ellas tienen solución y otras no. La formación de cataratas es una de las patologías que afortunadamente tienen solución, sin embargo, en ocasiones no es posible realizar la cirugía de forma inmediata, por la condición de salud de los pacientes o por la gran demanda de pacientes con este diagnóstico en los servicios de salud.

Debemos de saber que la catarata es una opacificación del cristalino, que interfiere en forma progresiva con la agudeza visual. Es la principal causa de ceguera en el mundo, pero como se comentó al inicio, a diferencia de otras enfermedades oculares, las cataratas tienen tratamiento quirúrgico altamente efectivo que permite recuperar la visión en la mayoría de los pacientes, con un bajo número de complicaciones. 

Cualquier opacidad del cristalino, ya sea focal, difusa, pequeña o grande, será llamada catarata. La causa más común es la edad, debido al aumento progresivo de la densidad del núcleo cristaliniano por la compactación de las fibras epiteliales. Sin embargo existen otras enfermedades que pueden favorecer el desarrollo de cataratas y que son independientes de la edad. 

No existe tratamiento, ni profilaxis para la catarata. La cirugía es la única opción terapéutica. La cirugía habitual de la catarata consiste en la remoción de todo el contenido del cristalino, implantando en su lugar una lente con poder de convergencia acorde a las necesidades del paciente. 

A continuación te daremos los mejores consejos sobre cómo cuidar los ojos con cataratas.

    Índice

  1. Proteger nuestros ojos de la radiación solar

    Utilizar lentes para el sol, con protección contra radiación ultravioleta. Son recomendados los lentes con filtro UV de 400 es decir un filtro que solo deje pasar el 5% de la radiación solar.

    Buscar lentes que ofrezcan una visión óptima en días soleados como nublados o incluso con niebla.

    Es importante cerciorarnos que las lentes también cubran las zonas laterales de la cara (sienes), con el fin de proteger también esta zona de las nocivas radiaciones solares.

  2. Evitar cigarro

    Según estudios, se ha encontrado que los fumadores tienen un 40% más de posibilidades de contraer cataratas. Cifra que podría duplicarse en pacientes de edad, más avanzada.

    El humo del tabaco libera elementos químicos tóxicos en el riesgo sanguíneo que acelera el envejecimiento celular, estimulando la aparición de enfermedades como cataratas o degeneración macular.

    Un fumador habitual que haya comenzado este hábito desde la adolescencia, podría perder la visión completamente 5 años antes que una persona no fumadora.

  3. Controlar enfermedades como Diabetes

    El padecimiento de catarata ocular es ocasionado por envejecimiento del ojo, y suele presentarse entre los 60 y 70 años, pero también puede presentarse 10 o 15 años antes en personas que padecen diabetes.

  4. Evitar otras lesiones oculares

    Como hemos descrito, todo lo que pueda irritar o estimular un proceso inflamatorio en nuestro ojo, desencadenará una lesión a nivel celular que hará más rápido el envejecimiento celular de nuestro ojo. Por ello es importante evitar cualquier sustancia, objeto, etc., que pueda lesionarlo.

    En caso de que presentemos alguna enfermedad en nuestro ojo, también es importante acudir con nuestro Médico, para que nos de el tratamiento indicado para evitar daños más graves.

  5. Disminuir consumo de alcohol

    Junto al tabaco, el alcohol es otro factor que puede provocar daño ocular, aunque dicha asociación precisa más estudio. Sara Bueno, de la Facultad de Farmacia de la Universidad de San Pablo, de Madrid, asegura que "ambas drogas generan un daño a nivel de los fotoprotectores de la retina, evitando que se regeneren y causando daños irreparables".

  6. Evitar el uso de medicamentos que contengan esteroides por mucho tiempo

    Se ha encontrado una fuerte relación en el desarrollo de cataras, en pacientes que han estado en tratamiento con glucocorticoides, con mayor frecuencia después de un año de tratamiento con dosis por encima del umbral Cushing.

    Los estudios que se han realizado, han encontrado una correlación positiva entre la formación de cataratas, dosis y duración de la terapia.

Una vez que nuestro médico o nosotros nos hemos dado cuenta que tenemos catarata en alguno o en ambos ojos, es de suma importancia que pensemos en la realización de una cirugía que intercambie nuestro lente opaco por otro. Mientras tanto, podemos tomar en cuenta las recomendaciones anteriores, para que mientras esperamos nuestra cirugía, nuestro padecimiento no empeore y podamos perder la vista gracias al grado de opacidad de nuestra lente.

¿sabías qué...?

Aunque la cirugía de las cataratas no se perfeccionó hasta el siglo XIX, tiene 4000 años de historia, ya que en le Edad de Bronce (2000 años a.C.) se usaban instrumentos de este metal para operar las cataratas, aunque los resultados fueron muy pobres.

comenta y pregunta