8 alternativas naturales al azúcar refinado

¿Prefieres prescindir del azúcar refinado? En Spoots te damos otras opciones

Todo es bueno en su justa medida. El azúcar, per se, no debería ser pernicioso si limitamos su consumo. Una cucharadita de azúcar con el té o el café no hace mal, pero si a eso unimos tortas, caramelos, refrescos, u otros alimentos procesados el asunto puede complicar nuestra salud y también nuestro peso.

De todo lo anterior, lo peor de todo son los refrescos, pues cada vaso normal de refresco tiene el equivalente de 10 cucharadas de azúcar. Ve multiplicando por el número de vasos de refresco al día o por los tamaños extragrandes y te podrás hacer una idea de la cantidad ingerida por tu cuerpo. Con respecto a las tortas y la bollería industrial, no solo tienen azúcar, sino también grasas saturadas y harinas. Si a media tarde tienes costumbre de merendar, mejor es que comas una fruta o un puñado de frutos secos.

Para el día a día, estas alternativas al azúcar refinado son muy sanas, pero recuerda que todos los endulzantes en exceso pueden ser perjudiciales.

    Índice

  1. Stevia

    Es el edulcorante natural por excelencia. Se trata de un arbusto que crece principalmente en Sudamérica y que es 200 veces más dulce que el azúcar, sin embargo, su consumo no provoca los riesgos a la salud que sí causa el azúcar refinada. Por el contrario, la stevia tiene muchas propiedades beneficiosas para el organismo y se asimila perfectamente, no teniendo aporte calórico. Se puede consumir en hojas o en concentrados que se venden en las tiendas. Si quieres comenzar a llevar una vida más saludable, cambia la azucarera por una planta de stevia y los cambios en tu bienestar serán asombrosos.

  2. Miel

    La miel es una de las grandes maravillas de la naturaleza. Se produce en todos los países y es ancestral, ya que casi todos los pueblos la han utilizado. Tiene un sabor delicioso, que cambia según la alimentación de las abejas. Es sana y está llena de vitaminas y hierro, teniendo propiedades antibacterianas que refuerzan la salud del organismo.

    Es importante comprobar que la miel sea pura: si se cristaliza en el frasco, sabes que lo es. Revisa que diga “orgánica” o “natural” para asegurarte de su calidad. Las calorías de la miel se calculan en aproximadamente 300 por cada 100 gramos.

  3. Jarabe de agave

    Esta es una alternativa que se usa mucho en México. El agave es una planta parecida al aloe vera y tiene un índice glucémico menor que el azúcar (casi la mitad) lo que redunda en una asimilación más lenta por parte del organismo, evitando los picos de insulina repentinos. Por lo general se venden dos versiones, una más oscura y otra un poco más refinada y ligera. Se utiliza igual que la miel u otros jarabes, ya que solo debes agregar una cucharadita de agave en lo que quieras consumir.

  4. Jarabe de arce

    También llamado Jarabe de Maple, es la savia de los arces típicos del norte de América, y tiene sabor a caramelo. A la hora de comprarlo hay que optar por el natural, no las versiones procesadas que son azúcar con sabor artificial y no tienen más que trazas de jarabe de arce. Puede ser algo costoso pero es delicioso, además de contener diversidad de minerales, antioxidantes y proteínas.

  5. Azúcar de coco

    El azúcar de coco es típica de los países asiáticos. No solamente es muy sana, sino también ecológica, ya que los cocoteros son sustentables y su cultivo no daña el suelo. Contiene un bajo índice glucémico (entre 30-35), de casi la mitad que el azúcar refinada. Además de su buen sabor, contiene vitaminas A y C, magnesio, hierro, zinc y potasio. La FAO lo ha considerado como el edulcorante con mayor sustentabilidad del mundo, ya que la planta del coco consume menos agua y cuida mejor la salud de la tierra que otras alternativas como la caña de azúcar.

  6. Melaza

    La melaza es probablemente la alternativa más sana de todos los edulcorantes y se extrae de la fermentación de varios cereales o frutas, ya sean arroz, cebada, maíz o bayas, aunque también puede hacerse a partir del cocimiento del azúcar morena. Es sana, se digiere fácilmente y contiene vitamina B, potasio, calcio, cobre, hierro y magnesio.

    También posee un alto contenido en hidratos de carbono, lo que la hace una buena alternativa para deportistas, ayudando en una recuperación más rápida.

  7. Azúcar integral

    El azúcar integral es una de las alternativas más saludables al azucar refinado, ya que no pasa por el proceso de refinado, manteniendo muchas propiedades nutritivas, y se obtiene a partir de la caña de azúcar. El azúcar integral no es igual al azúcar moreno puesto a diferencia de este, nunca se le quitó la melaza, teniendo por ende más nutrientes.

  8. Azúcar de dátiles

    El azúcar de dátiles es una alternativa más sana al azúcar blanca. Es producido a partir de la deshidratación y posterior cristalización de los dátiles, y tiene un buen aporte de antioxidantes, vitaminas A, B y C, minerales (hierro, potasio, zinc, manganeso, fósforo) y la fibra, que tan necesaria es para una correcta digestión.

    Se la considera como una alternativa más natural y sana que el azúcar proveniente de la caña de azúcar, y no contiene grasas ni colesterol. Al no poder disolverse en agua, es una buena opción para ser usado en recetas.

Los azúcares también son necesarios para la dieta, aunque en muy escasa cantidad, ya que suelen ser calorías vacías. No abuses del azúcar ni de las alternativas anteriores, porque siempre pueden hacer daño. Es mejor no acercarse a los endulzantes artificiales, porque son una cantidad de químicos muy perjudiciales para la salud.

¿sabías qué...?

Existen más de 70 desórdenes de la salud relacionados al consumo del azúcar.

comenta y pregunta