Cómo vestirse para ir a la playa

Manual de estilo que te ayudará a escoger tu mejor look playero

image description

A la hora de ir a la playa el look exterior dice tanto de ti como el bañador o el bikini que lleves. Es clave en un look playero lucir fresca y natural, no utilizando grandes accesorios ni prendas que sólo son aceptables para llevar por la calle. Geenralmente, cuando vamos a la playa nos centramos más en los accesorios que en el vestir, dejando esto último casi siempre limitado a unos shorts o fladas cortas cuando no estamos luciendo el bikini. En ocasiones, sentimos que usamos prendas muy básicas, especialmente cuando vemos otras luciendo hermosas vestimentas.

En Spoots te daremos algunas ideas para vestirse con gusto y a la moda al ir a la playa y crear un look único que vaya con tu personalidad.

 

Algunas consideraciones

No emplees colores oscuros para ir a la playa, atraen mucho el sol. Opta por colores neutros o llamativos, como el blanco, el rojo, el naranja, el verde o el amarillo. Combina los colores entre ellos y con tu traje de baño si quieres verte más estilosa. Procura elegir un bolso de playa en colores adecuados para todos los outfits que tengas.

Nada de maquillaje para pasar un día en la playa, pues el maquillaje no protege tu piel como se piensa popularmente. Escoge mejor una crema protectora con un toque de color para verte más radiante o aplícate una pizca de polvos bronceadores resistentes al agua.

Y por supuesto nunca jamás lleves a la playa cosas como zapatos de tacón (excepto que vayas a una boda playera o sea invierno) o unas botas camperas, pues te verás totalmente fuera de lugar.

 

  1. Pareos

    El pareo es una de las prendas básicas para ir a la playa. Se trata de un accesorio de diferentes formas, tamaños, largos y colores, por lo que puedes elegir el que más se ajuste a tu estilo. Al elaborarse en telas muy livianas y frescas, como el algodón, resulta ideal para un caluroso día en la playa.

    Combina unas sandalias de goma con un pareo enrollado alrededor de tu cuerpo en forma de vestido para bajar a la playa. Después de darte un refrescante chapuzón cubre tu cabeza con el pareo a modo de pañuelo chic para protegerte del sol y luego envuelve tu cintura con el pareo a modo de falda para dar un paseo por la arena.

    Además, el pareo te puede sacar de más de un apuro. Imagina que te manchas y no tienes papel a mano...pues emplea el pareo ya que es fácil de lavar y resistente al uso

  2. Vestidos playeros

    Los vestidos playeros son una alternativa a los clásicos shorts y camisetas de tirantes con los que suelen ir la mayoría de las mujeres a la playa. Opta por aquellos que sean vaporosos y no se peguen al cuerpo ya que te harán pasar calor y sudar más. Si eres muy blanca procura elegir uno que tenga manga larga o por lo menos sea tres cuartos.

    Lisos, con volantes, de encaje, calados, estilo camisón...tienes múltiples opciones donde escoger.

    Este tipo de vestidos resultan una opción idónea para no gastar mucho dinero en nuestro look playero. Los puedes combinar con unas sandalias de cuero y con un bolso tipo cesta; recoge tu pelo en un moño si quieres verte más casual y déjalo suelto si lo que quieres es un estilo más elegante.

  3. Pantalones vaporosos

    Los pantalones vaporosos, hechos con telas como gasa, de colores variados y con una cintura elástica con goma suave son los más adecuados para practicar todo tipo de deportes en la playa.

    Los puedes combinar con la parte de arriba del biquini si lo que quieres es ir sin camiseta; en caso contrario, selecciona una camiseta o top que te llegue por la cintura pero que no sea muy ajustados.

    Los accesorios ideales para llevar con un pantalón vaporoso a la playa son: bolso shopping, gafas de montura cuadrada, sandalias abiertas y un collar de estilo étnico.

  4. Las blusas

    Las blusas pueden convertirse en tu mejor aliado a la hora de bajar a la playa. Las puedes llevar sueltas o combinarlas con un pareo o pantalón ancho; otra opción es ponerse una falda corta con volantes sobre unas deportivas con una blusa ancha.

    Además, las puedes adquirir en colores variados, estampadas o sin estampar, holgadas o estrechas. Prueba con estampados étnicos como el de la imagen.

    Por otro lado, este año es tendencia llevar las blusas a la playa por lo que las puedes encontrar en cualquier tienda.

  5. Los accesorios de playa

    Pero no sólo la ropa que nos pongamos cuenta a la hora de bajar a la playa. Los accesorios pueden dar vida a todos los conjuntos que nos enfundemos, sin embargo, evita cometer "excesos decorativos".

    Las gafas de sol no deben faltar nunca cuando bajamos a la playa. Compra gafas homologadas y con filtros UV para evitar dañar tus ojos; es mejor gastar un poco más pero prevenir daños futuros. Adquiere siempre gafas que se adapten a la forma de tu rostro.

    Los bolsos tipo cesta o shopping siempre están presentes a la hora de bajar a la playa, sobre todo porque tienen espacio suficiente para llevar todas las cosas necesarias.

    Y si te quieres poner unos pendientes, collar o anillo intenta que sean lo más discretos posible y sin metales reflectantes.

Sigue el manual de estilo que te hemos propuesto para armar tus looks de playa más divertidos, elegantes o deportivos. Combina las diferentes prendas y utiliza accesorios sencillos, pues "menos es más" en lo que se refiere a la moda de playa.

¿sabías qué...?

Una playa se forma a partir de sedimentos como arena que son traídos por el mar y depositados en las orillas. Es frecuente que se formen dunas o formaciones arenosas alrededor de la playa. La costa no es eterna, pues va cambiando su aspecto merced a los vientos, las tormentas y otros fenómenos atmosféricos.