Cómo hacer pulseras de hilo

Te enseñamos paso a paso a hacer tus propias pulseras con hilos

Las pulseras de hilo son uno de los complementos al que pocos se resisten. Son vistosas, y además muy cómodas de llevar ya que no pesan nada, puedes combinar pulseras de diferentes colores y utilizarlas a diario ya que te permiten llevarlas de forma continua sin que se estropeen.

Puedes encontrar pulseras de hilo en numerosas tiendas e incluso en mercadillos. Sin embargo nada mejor que aprender a hacer tus propias pulseras de hilo y personalizarlas a tu gusto. Para ello te enseñamos algunos tutoriales que te ayudarán a llevar un accesorio que nunca pasa de moda.

    Índice

  1. Pulsera chevron

    Las pulseras de nudo chevron, son conocidas también como "pulseras de la amistad" y resultan muy vistosas y alegres. A continuación te enseñamos cómo hacer una pulsera chevron paso a paso:

    • En primer lugar vamos a preparar la cantidad de hilo que necesitamos para hacer la pulsera chevron. Lo normal es elegir cuatro colores. Corta dos hebras de cada color que midan aproximadamente 165 cm (65 pulgadas) cada una. Esto debe dejarte con ocho hebras.
    • Una vez que hayas juntado y ordenado todas las hebras, dóblalas juntas por la mitad y corta en el centro. Ahora tendrás 16 hebras.
    • Utiliza un trozo de cinta adhesiva para asegurar el primer extremo de la pulsera. Haz un nudo con los extremos y asegúralos con una cinta sobre una tabla.
    • Al hacer la pulsera chevron vamos a crear un efecto espejo en el que una línea imaginaria dividirá la pulsera en dos, e iremos repitiendo el mismo patrón en ambos extremos.
    • Comenzando desde el hilo exterior derecho, ata un nudo derecho dos veces al hilo que ahí justo al lado (el segundo desde la derecha).
    • Para atar un nudo derecho, haz un ángulo de 90 grados con el hilo a atar sobre la parte superior del hilo al que vas a atarlo. Luego pasa el hilo a atar por debajo del otro y tensa firmemente. Hay que hacer dos nudos en cada hilo.
    • Una vez que atas el hilo exterior de la parte derecha al que está a su lado, repite el mismo paso con el hilo más cercano al centro. Continúa este proceso hasta que hayas llegado al centro.
    • Toma el hilo más a la izquierda del centro y ata los nudos izquierdos con la hebra exterior izquierda hasta que llegues al centro.
    • Para atar un nudo izquierdo, haz lo mismo que el nudo derecho pero al revés. Haz un ángulo de 90 grados con el hilo a atar sobre el hilo al que lo atarás, pasa el hilo a atar por debajo del otro y tensa firmemente. Ahora verás la imagen de espejo doble.
    • Vamos repitiendo los mismos pasos para el lado izquierdo de la pulsera.
    • Ata un nudo izquierdo o derecho con las dos hebras centrales para conectar ambos lados. Debes de atar el nudo central dos veces.
    • Si has seguido todos los pasos, las hebras que hayas atado en el centro serán del mismo color y comenzarás a ver que aparece un doble patrón en forma de “V”.
    • Solo debemos ir repitiendo los pasos para continuar hasta el largo deseado.
    • Ata un nuevo nudo y deja un extremo para poder atarla.
  2. Pulsera con nudo plano

    Las pulseras de nudo plano son muy bonitas y sencillas de hacer. Nos permite lucir varias pulseras de un solo color o combinar colores en la misma pulsera. En pocos pasos tendrás una preciosa pulsera de nudo plano para lucir o para regalar. 

    • Preparamos la longitud de los hilos. Necesitaremos dos colores: tres hebras del mimo color dos de ellas de 50 cm y una de ellas de 120 cm, y un segundo color para el que necesitaremos una hebra de 120 cm.
    • Coge la hebra más pequeña de 50 cm, y dóblala por la mitad. Después junta las tiras de 120 cm con la otra. Haz un nudo sencillo, dejando 10 cm de espacio.
    • Sujeta la pulsera en una tabla con pinza o un trozo de cinta adhesiva. Coloca las hebras más pequeñas para que queden justo en el centro.
    • Tenemos 2 hilos largos a cada lado. Coge el de la izquierda y ponlo encima de los que están en el centro. Coge el hilo de la parte derecha y colócalo encima
    • Coge la punta del hilo de la derecha y pásalo por debajo de los 2 hilos centrales y por el hueco del hilo que queda en el otro extremo. Aprieta lentamente.
    • Repetimos los pasos pero de forma invertida. Toma el hilo de la derecha ponlo encima de los 2 centrales, coge el hilo de la izquierda, ponlo encima del de la derecha. Tendrá forma de P.
    • Finalmente toma la punta del hilo de la izquierda y pásalo por debajo de los 2 hilos centrales y entre el hilo derecho. Ve ajustando poco a poco, y haz los nudos que sean necesarios para obtener el largo deseado.
    • Haz un nudo sencillo en la parte de abajo para asegurar, y deja un poco más de hebra para anudar.

    Este tipo de pulseras son ideales para un look de estilo bohemio o hippy, puedes combinarlas con los colores de tu ropa e incluso agregarle abalorios.

  3. Pulsera de hilo en diagonal

    Las pulseras de hilo en diagonal son una de las más básicas de hacer, ya que te ayudarán a sentar las bases para hacer otro tipo de diseños más complicados. La pulsera más básica es de cuatro hilos, pero puedes ir aumentando la cantidad en múltiplos de dos para que quede más gruesa. Admiten muchas combinaciones de tonalidades y resultan muy fáciles y rápidas de realizar siguiendo los pasos que detallamos a continuación:

    • Preparamos los hilos, para ello cortamos cuatro hebras de aproximadamente 65 cm. cada una, pero todos del mismo tamaño, luego coloca los extremos de los hilo juntos y haz un nudo, para trabajar mejor puedes colocar este nudo en un tabla y sujetar con cinta de modo que los hilos queden tirantes.
    • Comienza con el primer hilo de la izquierda (verde) que enlazaremos por encima y luego por debajo del hilo adyacente. Mantén este último hilo estirado con una mano mientras que con la otra cierras y ajustas el nudo del hilo anterior.
    • Repetimos los pasos para hacer un doble nudo.
    • A continuación repetimos todos los pasos siempre con el hilo verde como principal y los siguientes hilos.
    • De este modo al acabar la fila, el primer hilo será el último, y el segundo hilo pasará a ser el primero.
    • Debes hacer esto con cada hilo, toma el primero a la izquierda y átalo sobre los hilos que le siguen a su derecha, hasta que logres llegar con este hilo al lado derecho, luego comienza de nuevo con el primero a la izquierda que esta vez será otro hilo.
    • Repite hasta que consigas la longitud deseada.
    • Haz un nudo para asegurar y deja un trozo de hebra para atar la pulsera.
  4. Pulsera nudo infinito

    Las pulseras de nudo infinito son muy vistosas ya que tienen una forma muy original. Podemos hacerla con un nudo infinito en el centro, o bien ir incorporando nudos infinitos a lo largo de toda la pulsera. Los pasos básicos para hacer este nudo son los siguientes:

    • En primer lugar necesitaremos un telar para poder ir sujetando los cabos y tensándolos. Para ello solo necesitamos una tabla de madera con clavos: cuatro arriba y uno abajo.
    • Para un nudo sencillo necesitaremos cuatro hebras. La largura dependerá de si haremos varios nudos o solo uno central. En cualquier caso asegúrate de que sean lo suficientemente largos para evitar que nos falte.
    • Haremos varios nudos planos para comenzar la pulsera siguiendo el tutorial que hemos indicado anteriormente y continuamos haciendo el nudo infinito.
    • Ahora tendremos dos grupos de parejas de nudos, el 1 y el 2. Comenzaremos dejando el grupo 2 en posición vertical formando una letra I colocándolo encima del grupo 1.
    • A través de la de la l que hemos hecho con el grupo 2 vamos a pasar el cabo 1. Primero por debajo del inicio del grupo 2 luego por encima de la parte superior de la l y a continuación por debajo del inicio del grupo o cabo 1.
    • Finalizamos pasando el grupo 1 por encima de la parte baja de la l que había formado el cabo 2.
    • Apretamos los grupos de cabos para darle forma al nudo y finalizamos.
    • Podemos finalizar con otro grupo de nudos planos, seguir haciendo nudos infinitos e idear otro tipo de versión de nuestra pulsera.
  5. Pulsera nudo torcido

    También conocida como pulsera espiral, la pulsera de nudo torcido es muy original a la vez que sencilla. Resulta muy discreta ya que queda muy delgada en la muñeca, y podemos combinarla con otras similares de diferentes colores. Para hacer debes de seguir los siguientes pasos:

    • En primer lugar ecesitamos tres hebras de la longitud que queramos que tenga la pulsera. Una de ellas irá en el centro y el otro por encima del primero, en forma de C, de modo que tendremos tres cabos, dos laterales y el central.
    • Pasaremos el cabo de la izquierda por debajo del central y a continuación por encima del cabo derecho.
    • Seguidamente pasamos el cabo de la derecha por encima del centro y por debajo del cabo de la izquierda.
    • Tiramos fuertemente para fijar el primer nudo.
    • Es tan fácil como continuar toda la pulsera repitiendo los mismos pasos. Veremos que poco a poco la pulsera se va retorciendo.

Si alguna de las explicaciones te ha parecido complicada, recuerda que en internet puedes encontrar multitud de tutoriales sobre cómo hacer pulseras acompañados de fotos e incluso vídeos que te ayudarán a afianzar y entender todo el proceso. 

Combina tus pulseras de diferentes estilos y crea las tuyas propias para vender o regalar. Lúcelas con un look casual y diviértete combinando colores. El resultado será sensacional.

¿sabías qué...?

Las pulseras de hilo de color rojo son un poderoso amuleto para luchar contral el "mal de ojo" y la magia negra. Para ello es necesario llevarla en la muñeca izquierda.

comenta y pregunta