Cómo escoger los pendientes adecuados para mí

Consejos para usar siempre los pendientes que te van mejor

Hay mujeres que no usan pendientes. Con todo respeto, hay mujeres muy raras. Yo lo primero que hago en la mañana es ponerme pendientes y después me ocupo de lavarme la cara. No te puedes imaginar la cantidad de pendientes que tengo. A veces pienso que es una exageración y que no necesito ni un par más, hasta que veo unos fabulosos que tengo que comprar a como dé lugar porque son preciosos y van a funcionar perfecto con tal o cual vestido o collar. El resultado es que tengo no solo un montón de pendientes, sino que tengo muchos casi iguales en distintos tamaños y otros simplemente idénticos.

El asunto, sin embargo, es que hay algunos que me quedan mejor que otros. Todo tiene que ver con la forma del rostro, tu corte de pelo, la ocasión o el resto de  las prendas que vayas a usar.

Hoy quiero enseñarte algunos tips para saber cómo elegir los pendientes adecuados para ti.

    Índice

  1. ¿Qué te gusta?

    Si, esa es la pregunta más importante. Si te gustan los pendientes pequeñitos y te sientes incómoda con los grandes, por mucho que te digamos que te puedes ver sensacional, te seguirás sintiendo mal con ellos. Si por el contrario eres como Sofía Vergara que siempre anda con unos pendientes gigantescos, no hay manera de decirle que unas pequeñas perlitas la harán ver más distinguida. A ella le gustan los pendientes grandes y esa es su personalidad. En suma, usa lo que te haga sentir bien.

  2. ¿Qué edad tienes?

    Está bien, tu gusto personal es lo más importante, pero quizás la edad también tenga que ver. En la serie de TV The Royals, Joan Collins le dice a Elizabeth Hurley: “querida, debes comenzar a usar pendientes de diamantes más grandes, eso hará que no se te noten las arrugas”. Pues sí, unos pendientes pegados a las orejas y brillantes le dan vitalidad al rostro. Carolina Herrera siempre anda con unas perlas barrocas muy bonitas. Las chicas jóvenes pueden ponerse una pluma y se verán estupendas. La idea es usar pendientes que te hagan ver bien, den vida a tu rostro y también sean adecuados.

  3. ¿Cómo es la forma de tu rostro?

    Si tu cara es alargada o rectangular, los pendientes redondos se te verán muy bien. Si tu cara es redonda o cuadrada, los pendientes alargados y lineales te prestarán. Si tu cara tiene forma de corazón, es mejor que evites los pendientes con picos inferiores, ya que harán que todo el conjunto se adelgace abajo. Si tienes un cuello corto, trata de usar también pendientes pequeños o en todo caso que no sean muy largos.

    Los studs de perlas o brillantes se le ven bien a todo el mundo. Igual pasa con los aretes, que son muy favorecedores, aunque es mejor cuidar el tamaño.

  4. ¿Cuál es la ocasión?

    Eso también es importante. Si eres ingeniera civil y vas a ir a inspeccionar una construcción, no es el momento de usar unos pendientes grandes tipo chandellier. Si vas a una fiesta formal, quizás unos pendientes de plástico de colores no sean lo más adecuado. Si es un almuerzo, no tiene sentido ponerse unos pendientes grandes con brillantes. Es importante escoger la ocasión adecuada, de manera que uses pendientes que no se vayan a enredar con tu uniforme, que no te hagan ver excesivamente informal o formal.

  5. ¿Cuál es tu tipo de peinado?

    Esta es otra cosa. Si usas el pelo corto, tipo pixie, los studs se te verán fantásticos, pero si tu cabello es muy largo, ni se te verán. Así mismo, si vas a usar un moño muy formal en una ocasión informal, unos pendientes más modernos, como los flecos que se están usando esta temporada, harán que todo se balancee.

Trata de que tus pendientes no sean demasiado pesados. ¿Has visto a esas personas que se les alargan tanto los lóbulos de las orejas que tienen que operárselos? Es por usar pendientes pesados que, además, producen dolores de cabeza. Tus orejitas también necesitan descansar.

¿sabías qué...?

En India, el acto perforar el lóbulo de las orejas para usar pendientes es una ceremonia religiosa llamada Kharnavedha. Se lleva a cabo entre el tercer y el quinto año. Kharnavedha es uno de los dieciséis Samskaras mayores (o sea, de los ritos importantes) que debe pasar una persona.   

comenta y pregunta