Cómo combinar una falda de piel

En Spoots te contamos cómo usar tu falda de cuero

Una falda de cuero es de esas maravillosas inversiones que vas a usar durante décadas, siempre y cuando no cambies de talla. En cada una de las puestas se verá diferente si cambias el estilo. 

Las buenas faldas de cuero suelen ser costosas, pero la usarás tanto que a la larga que te saldrá baratísima.   Antes, las faldas de cuero eran de cuero de mejor o peor calidad y tenían mejor o peor hechura. Por ejemplo, las mejores faltas estaban hechas de pocas piezas, porque usaban trozos de cuero muy largos, mientras que las baratas tenían muchas piezas cosidas. Ahora, con las nuevas tecnologías, pueden encontrarse faldas de polipiel o piel artificial que parecen verdaderos pero que cuestan muchísimo menos.

Es importante que no olvides que las faldas de cuero, sea verdadero o artificial, no son una prenda para usar en el calor del verano. Las faldas de piel son para el otoño avanzado o el invierno. Otra cosa que no debes olvidar es que una falda de cuero tiene que ser de tu talla, si te aprieta o te queda ancha no hay manera de que te veas bien.

    Índice

  1. Falda tubo

    Esta es la falda de piel típica. Las faldas tubo, también llamadas pencil skirt, son hasta la rodilla y más bien ajustadas, pero no apretadísimas. Son muy elegantes y sirven para muchísimas ocasiones. Puedes usarlas con cantidad de tops, desde una blusa de seda hasta una camiseta con leyenda. Con la blusa de seda (o de cualquier otro material vaporoso) se te verá muy interesante porque hay un contraste. Con la camiseta se verá sensacional, porque es una manera juvenil de usar una falda que es seria.
    Algunas faldas tubo tienen aberturas que muestran la pierna. En ese caso, puedes usar zapatos bajos o botas bajas, de manera que lo sexy de la falda se modernice con los zapatos.

  2. Midi

    Las faldas midi de cuero suelen ser o de vuelo o tener un vuelo en la parte inferior. Al ser el cuero un material más bien rígido, si fueran muy ajustadas sería casi imposible caminar con una falda midi de piel.

    Por lo general son faldas que se ajustan en la cintura y luego llegan a media pierna. Las puedes usar con un top crop, enseñando la cintura, que hace que se vea muy bonita. También vi una foto de Malim Akerman usando falda midi de cuero negra, camisa transparente negra y zapatos beige y negros. Se veía muy bien.

  3. Minifalda

    Una minifalda  es la mejor manera de usar una falda de cuero. Por una parte es cómoda, no da calor, es sexy pero no exageradamente y se ve super estilosa. En este caso puedes usar tacones, pero en ese caso trata de que el top no sea también con escote, para que no parezca que te estás esforzando demasiado. Más bien, podrías usar tu minifalda con un sweater de cuello alto si hace frío y botas hasta la rodilla. Otra opción es usar la falda de noche con tacones y una camiseta con leyenda o dibujos, para hacer un contraste. También puedes usarla con una chaqueta de jean y una camiseta.  Las posibilidades son infinitas.

  4. Faldas anchas

    Las faldas anchas de cuero son poco usuales, pero dan un aspecto muy estiloso.

    Vi una foto de Jessica Alba llevando una falda de cuero midi y con mucho vuelo, que combinaba con un crop top (enseñando la cintura) de flores. El contraste entre las flores y el cuero era muy estiloso.

    También vi a Olivia Palermo llevando una muy ancha falda de cuero marrón claro con una camisa blanca de algodón con un nudo a la cintura. Era una manera diferente de usarla.

  5. Colores

    Por lo general, las faldas de cuero suelen ser negras. También las hay marrón oscuro o azul marino. Sin embargo, hay tonos muy especiales y poco usados: rojo ladrillo, amarillo mostaza, rosa oscuro, verde militar, marrón claro. Con cualquiera de esta opciones de color, la falda de cuero perderá cierta severidad que la caracteriza y será mucho más usable y ligera.

Como te dije antes, una falda de cuero es una opción muy estilosa pero es importante que te quede muy bien: pruébate varias opciones de largo y ancho hasta que encuentres la que te hará ver perfecta.

 

Fotografías: Revista AR

¿sabías qué...?

Para saber si una prenda es cara o barata deberías tomar en cuenta varios factores. Si compras un vestido de bajo precio, pero lo usas una sola vez, lo más probable es que te salga costoso, a menos que haya sido baratísimo. En cambio, si compras una pieza de muy buena calidad y precio elevado y lo usas durante años, si divides el costo total por el número de puestas te darás cuenta que te salió barato.  

comenta y pregunta