Cómo dar el beso perfecto

Aprende los secretos para dar un beso único

Dominar el arte de besar es una de las habilidades más valoradas tanto por hombres como por mujeres. Saber dar un buen beso tiene mucha más enjundia de lo que podemos pensar en un principio. No se basa solamente en juntar los labios actuando de forma automática, hay factores externos que aunque no lleguemos a verbalizarlos con la persona con la que nos encontramos le dan ese añadido único que consiguen que sea una auténtica experiencia y no simplemente un beso más.

Para besar correctamente debemos ante todo mantener la calma, relajados independientemente de cómo salga. Lo peor que podemos hacer es ponernos tan nerviosos que arruinemos el momento por estar obsesionados tratando de dar un beso perfecto. Si estamos con alguien que realmente se encuentra cómodo con nosotros podremos repetir ese beso cientos de veces, tratando de mejorar al mismo tiempo que disfrutamos de su compañía.

Cómo dar el beso perfecto
  • 1

    Mantén un aspecto higiénico

    Uno de los elementos que más repulsa produce a la hora de besar es tener un aspecto desaliñado. Cuídate un poco y evita que tus labios causen rechazo solo con verlos por una mala higiene. En los hombres cuidarse un poco la barba es fundamental para que no entorpezca el beso, mientras que las mujeres pueden aprovechar pintalabios de diferentes tonos bien aplicados uniformemente. La clave es ante todo parecer natural sin la necesidad de añadidos excesivos, pudiendo incluso prescindir de ellos cuando nuestros labios son bonitos por sí mismos.

  • 2

    Vigila tu aliento

    Vigila tu aliento

    Es muy habitual que no tengamos en cuenta nuestro aliento en el día a día. Aunque nosotros no lo notemos un mal aliento es extremadamente repulsivo para la otra persona. No es necesario ni siquiera que hayamos comido determinados alimentos que sabemos que producen mal aliento, una simple comida copiosa y el no mantener una higiene bucodental adecuada puede crear una sensación muy incómoda para tu pareja a la hora de besarte. Si no te gustan los productos contra el mal aliento trata como mínimo de enjuagarte la boca antes o de consumir algún chicle con sabor a menta.

  • 3

    Busca un momento único

    Nuestro objetivo es dar un beso perfecto, tan bueno que sea recordado con el tiempo. Para conseguir el beso perfecto obligatoriamente tendremos que crear la situación perfecta. Una cita romántica en un lugar especial para los dos, acudir a un evento que esperaba con muchas ganas o encontrarse solos en un sitio romántico son ejemplos sencillos para que encontremos nuestra situación perfecta. Recuerda de todas formas que el sitio aunque importante no es lo que marca la diferencia, cualquier rincón es válido mientras haya un clima positivo y con ganas de disfrutar el uno del otro.

  • 4

    Crea un clima romántico

    Crea un clima romántico

    Para alcanzar el beso perfecto debemos aprovechar elementos como nuestra mirada o las manos. Observa sus ojos en silencio, sonríe ante la perspectiva de besaros, acaricia con tus manos su espalda. El clima es fundamental para que el beso, independientemente de cómo lo ejecutemos, se sienta único. Cuanto más nos esforcemos en lograr crear una situación romántica más sencillo será que el beso perfecto salga por sí solo, sin necesidad de utilizar intrincados trucos ni posturas extrañas.

  • 5

    Muestra pasión al besar

    Una vez hemos conseguido crear el clima perfecto es el momento de aprovechar al máximo el beso. Humedece tus labios, utiliza tu lengua y prolonga el beso mientras los dos cerráis los ojos. La sensación de un beso auténtico, con un deseo que va más allá del propio amor hará que la pasión surja por sí misma dotándole al beso de un añadido que hará estremecer a nuestra pareja.


¿Qué te ha parecido el artículo? :-)
Cargando…